Temporada de anime primavera 2021: ¿Aún no sabes que ver? (parte 2)

¡Segunda parte de las recomendaciones de esta temporada!

TOKYO REVENGERS

Es probablemente el anime más famoso de la temporada y también de los más esperados, sobre todo por los fans del manga. Conocía la sinopsis previamente y me atraía a medias, así que me lancé a ver el primer capítulo con expectativa media, y me encontré con algo más entretenido e interesante de lo que esperaba.

No es que esto que me haya echado para atrás, pero me hace un poco de ruido el diseño de personajes, ya que fui a comprobar al capítulo uno del manga, y los diseños se ven bien ahí, pero no me terminan de gustar completamente en el anime. También la animación no es la mejor, creo que en muchas escenas se queda un poco corta, pero la verdad nunca será un problema para mi mientras la historia sea buena.

Y este anime es de esos que, hasta ahora, por donde más destaca es por el guion y su ritmo. Y gran parte de eso se debe a que los personajes igualmente son super carismáticos, y no es difícil encariñarse con ellos. Aunque creo que esta comparación no es la más precisa, me recordó un poco a Durarara por el tema de los pandilleros, y eso agregando que combine viajes en el tiempo me resultó algo muy interesante.

Pensé que sería un anime con hartas conveniencias, porque en cuanto al tema de los viajes no pensé que se los tomaría tan en serio, y con los cinco capítulos que he visto hasta ahora se nota que el autor tiene ese lado bastante desarrollado. Siempre me preocupa que con ese tipo de historias la trama o se vuelva engorrosa, o las cosas no empiecen a tener sentido, pero no creo que este vaya a ser el caso de Tokyo Revengers, aunque tampoco espero que sea Steins Gate.

Por todo eso lo recomiendo harto, es un anime que con cada capítulo se va volviendo más entretenido y la intriga igual va creciendo a medida que avanza la historia, así que no me sorprende para nada su popularidad, y sólo espero que siga volviéndose mejor.

FUMETSU NO ANATA E / TO YOUR ETERNITY

Es otro anime que destaca por su autora, ya que la serie fue creada por Yoshitoki Oima, quien es conocida por haber creado Koe no Katachi de la cual sólo he visto la película, pero aún me falta leer el manga. Y a pesar de que se nota que no lograron desarrollar bien la historia de todos los personajes en las dos horas y diez minutos que duraba la cinta, fue una historia que me gustó harto y se nota que la autora sabe manejar el drama.

Por lo que, en este caso, sí fue para mí un plus el saber que ella estaba detrás de la creación de Fumetsu no Anata e. El drama comienza desde el capítulo uno, y sin duda, tiene uno de los mejores primer capítulo de la temporada. Así que, cualquier duda de si será una serie de tu gusto o no, puedes resolverla solamente viendo ese episodio, ya que define bien lo que será el resto de la serie.

La historia también es bastante original, ya que trata de una misteriosa forma de vida inmortal, que va a ir tomando la forma de aquellos objetos, animales o personas que estén a su alrededor siempre y cuando hagan contacto con este por lo menos una vez. Hecho que comenzará a marcar cada vez más su rumbo una vez que éste entre en contacto con la civilización.

Como no he leído el manga, no puedo asegurar que tan buena adaptación es, pero si se nota que hay una gran dirección por parte de Murata Masahiko, que junto con el OST de Ryou Kawasaki, consiguen que ciertas escenas sean tristes, conmovedoras y tiernas.

BAKUTEN!!

Lamentablemente a la hora de ver spokons siempre en mi cabeza está muy latente Haikyuu y no puedo parar de hacer comparaciones, ya que es la cúspide de todo lo que pido y quiero de un anime de deportes.

Y me alegra que esta comparación sólo fuera momentánea, ya que a partir desde el tercer capítulo comencé a apreciar a los personajes por si solos. Después de todo, aunque siga la fórmula que repiten varios spokons, logra que encuentre interesante a su manera la gimnasia rítmica. El elenco de personajes es carismático y variado, y le agradezco a Robico por el diseño de personajes (autora de Tonari no Kaibutsu-kun).

Una de las cosas que destaco, es que a Shotaro, el protagonista, no haya tenido como sueño desde un principio hacer gimnasia rítmica, sino que más bien fue algo que se dio de un momento a otro, ya que él había practicado otros deportes durante su vida. Y su interés en la gimnasia comienza al observar la actuación del club de gimnasia de Shoushukan (al que se unirá más tarde).

Y será interesante ver como este personaje se relacionará con su compañero Misato, que, a diferencia de él, es una estrella de la gimnasia, apasionado, frío y perfeccionista. Por lo que, en ese punto, es inevitable no pensar en la dinámica de Hinata y Kageyama, aunque puedo asegurar que no es un copypaste de su relación.

Y para quienes esto sea un problema, debo avisar que el anime combina CGI y animación tradicional. Pero considero que no es para nada algo malo, son muy pocos los momentos en que el CGI desatina, ya que se nota que hubo mucho trabajo para lograr una fluidez en las transiciones de animación 3D y 2D. E igualmente, hay escenas que están hechas puramente con animación tradicional.

Dicho esto, si no es un problema para ti lo comenté en cuanto animación, creo que deberías darle una oportunidad, ya que tiene todos los elementos que debe tener un spokon. Además, te hace sentir como si estuvieras viendo los juegos olímpicos y te hace tener ganas de practicar gimnasia rítmica.

MASHIRO NO OTO

Me gusta el tipo de anime que te hace interesarte por algo que desconoces, o de lo que tienes poco conocimiento. Y en este caso Mashiro no Oto saca a relucir el instrumento japonés shamisen en todo su esplendor.

Mi único acercamiento previo con este instrumento es gracias a la banda japonesa Waggaki Band, que utiliza y combina instrumentos tradicionales japoneses y rock, y en la que se puede apreciar el uso del shamisen en canciones como Senbonzakura. 

Y creo que es precisamente el punto que más me agrada del anime, y sin duda también su punto más fuerte, ya que cuando Setsu Sawamura, el personaje principal, comienza a tocar el instrumento es increíble la atmósfera que logra crear, volviendo un total placer el poder escucharlo.  

Mi único problema “serio”, es que el primer capítulo a pesar de no haber sido malo me dio la sensación de que todo pasaba muy apresuradamente. Ya que tan sólo en la mitad de éste ocurrían miles de sucesos, por lo que sentí que no había tiempo para digerir todo lo que pasaba. Pero esto fue algo solamente del primer episodio ya después en los siguientes logra tener un mejor ritmo.

En cuanto al protagonista, Setsu al principio me parece medio insípido, pero creo que esto va a ir cambiando a medida que se relacione con los demás personajes, y empiece su viaje en la búsqueda de su propio “sonido”. Los demás personajes están bien, aunque me dio un poco de lástima que justo el personaje que me había gustado se fuese en el primer capítulo, por lo que solo me queda rezar para que vuelva a aparecer pronto.    

He visto que lo han comparado con Kono Oto Tomare, del cual he leído y escuchado buenas reviews, pero personalmente aún no lo he visto, y lo menciono porque le puede servir a alguien que, si lo haya hecho, y le interese ver una historia similar.

Tampoco puedo pasar por alto el opening y ending, que, así como en el anime, también utilizan el shamisen, logrando que Blizzard cantada por Burnout Syndrome, y Kono Yume ga Samerude de Yoshida Brothers, sean maravillosas.

Espacio publicitario: