“Ha sido difícil esta vuelta a Chile, pero feliz por estar en la UC”

Primero el estallido social y ahora una crisis de salubridad a nivel mundial ha incomodado el presente del experimentado jugador de Universidad Catolica.

Alfonso Parot volvió a mediados del próximo año a Universidad Católica, en donde independiente a que logró ser parte del equipo bicampeón, su regularidad se vio trancada por el estallido social que explotó en octubre. Este año, estaba partiendo titular en su posición pero la pandemia nuevamente amaga su presente.

El lateral y pilar de la defensa cruzada en el último tiempo, volvió el año pasado desde Rosario Central con el fin de obtener la regularidad que consiguió las últimas temporadas antes de ir a Argentina, lamentablemente esto no se ha podido dar debido a razones extra futbolísticas. “Es incomodo, y no solo para mí, sino que para todo jugador. Yo venía llegando, jugué pocos partidos, me empiezo a reencontrar y ocurre el estallido. Luego con Ariel comienzo a mejorar y pasa la pandemia. Ha sido difícil esta vuelta a Chile, pero feliz por estar en la UC”, comentó el Poncho respecto al momento que está viviendo.

Pero la crisis que se está viviendo no tiene solo al Parot alejado de las canchas, sino que también lo tiene no pasándonoslo bien en el ámbito emocional, por eso mismo confiesa que “trato de no leer ni ver noticias, ni siquiera matinales, porque me angustio, me desespero y ahora con una posible extensión de cuarentena, que se le va a hacer, sino que adaptarse a la realidad, y cuidarse uno y a los suyos”.

Finalmente, respecto al retorno del futbol sentencia que “va a ser cuando sea seguro para nosotros y toda la gente que compone un Plantel Profesional. Sería una irresponsabilidad tremenda adelantarse a ese proceso y terminar contagiando a alguien. En ese sentido, Católica tiene un contacto constante con nosotros para preguntarnos cómo estamos y si necesitamos algo”.

Espacio publicitario:



Emanu Bahamard

Notero de Punto Seguido, fundador de Punto Cruzado y creador de contenido en Emanu Korok.